Karmina o Revienta sería mi lema porque a la vida o le echas corazón o no vives. Curiosa, despistada, pero sobre todo intensa.