En solidaridad con el pueblo palestino quiere homenajear a una mujer promotora de la lucha feminista, la emancipación de las mujeres Palestinas y la educación,

MAHA NASSARActivista feminista, líder nacional, progresista, luchadora y compañera. Se licenció en Física y trabajó como profesora de física en el colegio Raja Alinjiliyah Alluziriyah hasta su dimisión y dedicación completa hacia la causa de las mujeres, obteniendo la titulación de Master en Estudios de la Mujer.

Como alumna, ya despuntó en la organización del Frente Popular de la Universidad, participando en el establecimiento del primer Comité de Trabajo Voluntario de la Universidad, así como en las elecciones de 1974, siendo secretaria del Consejo Estudiantil.

Destacó por su dedicación completa por la consecución de los derechos de las mujeres y la igualdad, y todo ello a pesar de las grandes dificultades, que nunca le hicieron decaer en su empeño ni en las peores de las circunstancias. Sus actos siempre han precedido sus palabras, igual que Shadiyah Abu Ghazaleh o Dalala Almagrebi, y todas las mártires de Palestina. Durante la Primera y Segunda Intifadas, el pueblo Palestino pudo conocerla a la cabeza de las filas de la resistencia en contra de la ocupación a la vez que en las filas de los derechos de las mujeres. Incluso durante su enfermedad, no dejó de luchar para conseguir los fines de libertad de su pueblo, por que no fuese en vano el derrame de tanta sangre palestina, la causa de la libertad, la igualdad, el retorno y el derecho de autodeterminación de su pueblo.

Fue fundadora de la Unión de Comités de la Mujer Palestina en el año 1980 y fue elegida como su Presidenta en el año 1994, siendo reelegida dos veces más. También participó en la formación del Consejo de la Mujer Superior, como miembro adjunto a la Intifada de 1987.

Maha Nassar colaboró en el alzamiento de la voz palestina a través de sus amplias y destacadas relaciones con las fuerzas liberadoras y progresistas de otras partes del mundo, consiguiendo el premio “Pasionaria” por toda una vida dedicada a la lucha de las mujeres progresistas. Destacó por sus iniciativas, por su gran capacidad de resistencia, de lucha, pero también por su gran humildad y su específico compromiso con los principios más sublimes a favor de las mujeres.

Dicen de ella que era un pilar fundamental en el desarrollo del país, que nunca se perdía en la desesperanza, y que siempre encontraba un motivo para seguir luchando por unos ideales justos, legítimos y alcanzables.Ella hablaba como hablan esas grandes mujeres que en cada época, en cada siglo han existido, y que en un pasado muchos han querido acallar. Con su voz apasionada,gritaba y argumentaba cambiar el rumbo, el curso de una vida plagada de desigualdades, y exclamaba que ¡¡¡ otro mundo es posible!!!!